El autoanálisis de Jaguares: qué fue lo bueno y lo malo del equipo, a mitad de camino