Conmovedor. El llanto de Lucas Moura, el héroe en la noche de Ámsterdam

La emoción de Lucas Moura, el héroe de la noche en Ámsterdam
La emoción de Lucas Moura, el héroe de la noche en Ámsterdam Crédito: captura de TV
(0)
9 de mayo de 2019  • 08:06

Imposible no conmoverse. El héroe de la noche en Ámsterdam rompe en llanto. Tiene las emociones a flor de piel. Es que todo lo que le sucedió parece escrito por un autor de alguna novela fantástica. Un gol en el tiempo de descuento y la clasificación de Tottenham a la final de la Champions League . Lucas Moura no podía creer semejante hazaña y cuando salió del vestuario en el estadio Johan Cruyff Arena, fue interceptado por los medios brasileños que le hicieron escuchar el relato de su tercer gol: el delantero no se pudo contener y se quebró delante de las cámaras.

Auriculares, un celular en la mano con las imágenes de su gol y el relato en portugués resultaron suficientes para que Moura no pudiera aguantar las lágrimas, se las enjuagase un par de veces y en medio de tanta emoción dijera: "Es difícil hablar en este momento, estoy feliz. Desde mi infancia que sueño con poder jugar una final de Champions League y ganarla. Y ahora voy a tener la oportunidad de jugarla. Quiero dedicarles esta alegría a mi familia, a mis amigos, también para el barrio en el que nací... Es complejo explicar lo que siento en todo sentido, es maravilloso".

El oriundo de San Pablo resultó el héroe en Ámsterdam ante Ajax , en un estadio que desde su nombre, Johan Cruyff Arena, destila fútbol, jerarquía. La lesión de Harry Kane le dio alas al brasileño, que con un hat-trick, en la última media hora del partido desquite, resolvió una serie que los Spurs estaban padeciendo y finalizaron por gozar, disfrutar.

Fuente: AFP - Crédito: Adrian Dennis

Una derrota 1-0 en el juego de ida, marcharse al entretiempo 2-0 abajo y la cuesta empinada. Un combo negativo que parecía letal para Tottenham. Moura actuó de N°9, pero también fue N°10, en un desarrollo que lo descubrió siendo un definidor implacable dentro del área: así fue como corrigió la corrida de Dele Alli para rematar de zurda, cruzado, al poste izquierdo de André Onana.

Cinco minutos más tarde, recibió el enredo que provocaron Onana con Lasse Schone, y después de fabricarse el espacio hizo relucir nuevamente su efectividad. Esa zurda prodigiosa martilló para en el quinto minuto de adicionado al tiempo reglamentario desatara la fiesta de los Spurs y hundiera en el infierno a Ajax.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.