Mohamed vs. Klopp: "El Turco" dio detalles de cómo fue el cruce en pleno partido de la semifinal del Mundial de Clubes

El cruce: Mohamed invitó a pelear a Klopp

01:36
Video
(0)
6 de enero de 2020  • 11:11

La imagen dio la vuelta al mundo. De un lado, Antonio Mohamed. Del otro, Jürgen Klopp. Los dos entrenadores protagonizaron un tenso momento durante el partido que Liverpool le ganó a Monterrey 2 a 1, por una de las semifinales del Mundial de Clubes. Y fue el Turco el que rompió el silencio y dio detalles de cómo fue el cruce verbal con su colega alemán.

"Pasó que me faltó el respeto. Se la pasó pidiendo amarillas porque decía que le pegamos todo el tiempo a [Mohamed] Salah y cuando yo pedí una tarjeta para que expulsen a un jugador de ellos, me sacó la lengua y me burlaba como que era un maricón", confesó Mohamed, durante aun entrevista con el sitio web Enganche. Y luego detalló: "Cuando lo vi, primero me reí, después lo puteé un poco y después me salió el barrio y perdí toda la elegancia y la compostura. Si te tengo que decir qué le dije ni me acuerdo, porque pensé, si lo puteo en inglés no soy yo mismo. Así que me parece que le dije la c. bien de tu madre, a quién te comiste p. Me fui, porque nunca me meto con los bancos de suplentes, pero me volví loco porque sentí que me intentó basurear. No sé si reaccioné bien o mal, pero me salió de adentro."

Klopp y Mohamed, frente a frente, durante el Mundial de Clubes
Klopp y Mohamed, frente a frente, durante el Mundial de Clubes Fuente: Archivo

Tras una jugada en la que Leonel Vangioni recibió la pelota en el costado izquierdo y dio un pase hacia adelante que fue parado por el brazo derecho de Joseph Gómez, que estaba amonestado, Mohamed comenzó a pedir la doble amonestación para el defensor inglés. Esto fue observado por Klopp, que comenzó a hacerle gestos burlones por el pedido de la tarjeta al director técnico argentino mientras el árbitro chileno Roberto Tobar le llamaba la atención. Entonces fue cuando se dio el gesto que terminó en la invitación del DT argentino para pelear afuera.

Las señas del Turco eran evidentes, mientras Klopp sonreía y respondía. Con el dedo índice de su mano derecha, Mohamed señalaba los vestuarios, el lugar donde invitaba a Klopp. Al final, Tobar se acercó y amonestó a los dos entrenadores. El partido siguió y, unos minutos después, Firmino hizo reír último a Klopp: con su gol, el brasileño resolvió la semifinal.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.