5 fintech gratuitas para invertir, y cómo utilizarlas

Nicolás Litvinoff
Nicolás Litvinoff MEDIO: Estudinero
(0)
5 de noviembre de 2019  • 04:18

Préstamos, inversiones y compra de divisas son algunas de las tantas operaciones que la gente está acostumbrada a realizar desde hace décadas en una sucursal bancaria. Con la democratización de Internet, el uso del home banking redujo notablemente el tiempo que debemos dedicarle a esas operaciones. Sin embargo, los costos para los clientes no solo no bajaron sino que siguen en permanente aumento.

En este espacio venimos hablando hace tiempo de las bondades de las fintech (empresas que combinan finanzas con tecnología). En un comienzo fueron muy bien recibidas por los millennials y hoy resultan cada vez más familiares para el resto de las generaciones, que celebran tanto sus interfaces sencillas como las ventajas económicas que ofrecen a los clientes.

Por ese motivo, hoy analizaremos 5 fintech gratuitas que nos permiten manejar nuestro dinero de forma rápida y eficiente:

Mercado Pago: Es la pata financiera del coloso Mercado Libre, la empresa de mayor valor de mercado de Argentina. Ofrece servicios financieros que superan a todo el sistema bancario en lo que refiere a eficiencia y costos. No cobra por apertura ni por mantenimiento de cuenta. Mediante su app es posible invertir en pesos a tasas del 50% anual con liquidez inmediata (no hace falta, como en los bancos, volcar el dinero a un fondo de inversión Money Market ni acordarse de rescatarlo en un horario puntual cuando lo necesitemos). Incluso, se puede solicitar sin cargo una tarjeta de débito para gastar el dinero invertido en función de las necesidades o retirar un monto por cajero automático (con un límite de 2.000 pesos por día y 20 pesos de comisión por retiro). Básicamente, Mercado Pago actúa como intermediario entre fondos comunes de inversión de renta fija en pesos y los clientes, acreditándoles a estos últimos de manera diaria en su cuenta los intereses que las inversiones generan. Se trata, al fin de cuentas, de una alternativa de monetización instantánea más que interesante.

TD Ameritrade: Es una firma estadounidense siempre atenta a las innovaciones tecnológicas. Con el regreso del cepo, el fondeo de cuentas desde la Argentina se complica, pero lo cierto es que ofrece ventajas que nos obligan a incluirla en esta lista. Ante todo, es el agente de Bolsa online más grande del mundo. No cobra por apertura de cuenta ni mantenimiento. A diferencia de sus competidoras locales, brinda acceso a la enorme gama de activos financieros que operan en el mercado de capitales de Estados Unidos. En consecuencia, mediante la inversión en renta fija permite diseñar un portafolio de ingresos pasivos en dólares muy conveniente en épocas de devaluaciones como las actuales.

Bitex: Se dedica a la compraventa de bitcoins y otros criptoactivos. No cobra por apertura ni mantenimiento de cuenta. Claramente, invertir en este tipo de activos financieros digitales no es para cualquiera, pero muchas veces la rentabilidad justifica al riesgo: en lo que va del año, el Bitcoin ha ganado 150% en dólares, algo muy difícil de conseguir con otro tipo de inversiones. La recomendación que damos siempre aquí es no invertir más de un 5% del total del portafolio y con un horizonte de largo plazo (mínimo 3 años). Como es una fintech local, el fondeo de cuentas resulta muy sencillo: se realiza una transferencia gratuita en pesos desde la caja de ahorro y, una vez acreditado el importe, se está en condiciones de realizar la operación de compra de bitcoins (lo mismo a la inversa para vender). Para muchos, la compra de bitcoins es también una manera de acceder al dólar esquivando el cepo de 200 dólares mensuales, no solo porque este criptoactivo cotiza contra el dólar sino porque se puede comprar en pesos y luego transferirlo desde allí a una wallet (billetera digital) propia para ser vendido a otro inversor en moneda estadounidense.

Wilobank: Es uno de los primeros bancos digitales de la Argentina. Esta fintech ofrece los mismos servicios que los bancos tradicionales (menos la compraventa de dólares) a costo cero: no cobra por apertura ni mantenimiento de cuenta. Paga 20% por dinero en caja de ahorro y suele tener la tasa de plazo fijo más alta del mercado (cercana a 60% en la actualidad). Al igual que Mercado Pago, ofrece una tarjeta de débito para gastar el dinero de la cuenta o retirar por cajero automático (con un límite de 4.000 pesos por día y sin costo por retiro). No tiene oficinas de atención al público (como la mayoría de las fintech), pero si un centro de atención telefónica.

DólarIOL: Pertenece a Invertir Online. Suele ofrecer los mejores precios en el universo de las entidades financieras que brindan el servicio de compraventa de dólares. No tiene costo de apertura ni mantenimiento de cuenta. Muchas veces no hay siquiera spread (diferencia de precio) entre la punta compradora y la vendedora de divisas. Sí es necesario tener una cuenta en pesos y otra en dólares en un banco para poder operar, puesto que, si queremos comprar dólares, debemos enviar pesos mediante transferencia bancaria, adquirir los dólares dentro de la plataforma y luego transferirlos a nuestra cuenta. De acuerdo con las nuevas limitaciones impuestas por el BCRA, por esta vía solo pueden comprarse 200 dólares por mes por persona.

Conclusión

Las fintech citadas son solo algunas de las decenas que hay en el mercado local y de las miles que operan a nivel internacional.

Cuando se habla de inversiones no pueden omitirse los costos operativos, que merman el rendimiento de cualquier apuesta financiera, por lo que se vuelve absolutamente conveniente y necesario explorar este universo.

Investigar y realizar pruebas con pequeños montos son los primeros pasos a dar para escapar de los costosos planes de los bancos tradicionales y adaptarse al nuevo mundo de las fintech, con sus interfaces más simples y modernas.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.