Macaulay Culkin habló sobre su amistad con Michael Jackson

El actor de Mi pobre angelito dijo que el cantante y él tenían una amistad muy normal
El actor de Mi pobre angelito dijo que el cantante y él tenían una amistad muy normal Fuente: LA NACION - Crédito: Grosby Group
(0)
17 de enero de 2019  • 13:20

"Era una persona increíble, y muy divertida!" dijo esta semana Macaulay Culkin sobre quien fue su amigo de la niñez, Michael Jackson . En un programa radial, el actor contó cómo fue su amistad con el astro del pop que fue investigado por la Justicia de Estados Unidos por denuncias de pedofilia.

Michael y Macaulay se conocieron cuando el cantante estaba en sus treinta y el joven actor tenía 10 años. El pequeño comenzaba a cosechar los frutos de la exitosa Mi pequeño angelito, film que protagonizó, y en su tiempo libre visitaba al artista en su mansión. Consultado por el conductor de un programa radial en formato podcast, Inside of you, dijo: "Él se acercó a mí porque me estaban pasando muchas cosas, a lo grande y demasiado rápido. Y creo que ... sí, creo que se identificó con eso", explicó. "Es fácil decir que fue ´raro´ o lo que sea, pero no lo fue, porque tenía sentido. Era legítimo ... Al final del día éramos amigos, así de sencillo. Es una de las amistades que la gente me cuestiona sólo por el hecho de que era la persona más famosa del mundo".

Ante la pregunta sobre si no le parecía raro que se llevaran más de 20 años, él explicó: "¿Cuántas amistades has tenido que explicar? Sé que es un gran problema para todos los demás, pero fue una amistad normal".

Por otra parte, explicó que se hicieron amigos porque el artista de niño también había pasado por la experiencia de ser famoso, cuando era parte de los Jackson Five: "Nadie más en mi escuela católica tenía ni siquiera idea de lo que me estaba pasando, y él era el tipo de persona que había atravesado exactamente la misma situación que yo, así que él quería asegurarse de que yo me sintiera acompañado".

En cuanto a cómo era el cantante en la intimidad, Culkin dijo: "Era jodidamente increíble. Era divertidísimo. Era dulce. La gente no sabe lo divertido que era". Además, contó que hacían llamadas telefónicas al azar sólo para hacer bromas.

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.