Echan de la Policía Federal a la suboficial que estaba con el comisario baleado en Santa Fe

El Ford Focus del comisario de la Policía Federal Mariano Valdés
El Ford Focus del comisario de la Policía Federal Mariano Valdés Crédito: Archivo
(0)
19 de septiembre de 2019  • 10:56

La suboficial que, según los últimos peritajes, le habría disparado un tiro a quemarropa en la ingle al comisario Mariano Valdés dentro del auto en el que ambos viajaban desde la Capital hacia la ciudad de Santa Fe, también fue echada de la Policía Federal por haber "mentido" sobre lo ocurrido el 9 de este mes en el kilómetro 258 de la autopista Buenos Aires-Rosario, incidente que ambos atribuyeron a un grupo comando que los emboscó y los atacó.

Así lo confirmó hoy la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, que ayer ya había resuelto desplazar a quien desde mayo pasado era el jefe de la Delegación Santa Fe de la fuerza. "Hoy ambos están fuera de la fuerza, independientemente de cómo siga la causa judicial a la que no tenemos acceso", manifestó la ministra esta mañana en diálogo con Radio2-Rosario.

"No sabemos lo que pasó, lo que sí sabemos es que mintieron (...) Inapelablemente hemos decidido echar a ambos de la fuerza. Mentir es una falta gravísima", enfatizó la funcionaria.

"¡La verdad no se tapa! Este mentiroso disfrazado de policía será removido inmediatamente de la institución. La pericia confirmó que el comisario (Mariano) Valdés de la PFA no sufrió un intento de robo sino que el disparo fue desde adentro de su vehículo", escribió al respecto Bullrich, en su cuenta de Twitter.

La suboficial Roxana González debía presentarse anteayer a declarar en la causa, pero no concurrió y su abogada presentó un certificado psiquiátrico para justificar su ausencia. Los fiscales provinciales la mandaron a busca a Buenos Aires para que profesionales de la salud del Ministerio Público de la Acusación certificaran su necesidad de reposo. Según pudo saber LA NACIÓN, anoche, finalmente, volvió a prestar declaración.

Se prevé que hoy se realicen nuevos peritajes balísticos para establecer la distancia y la trayectoria de los proyectiles que hirieron aquella noche al comisario en la ingle y en el brazo izquierdo. El análisis de medicina legal realizado sobre la herida en la ingle del comisario Valdés reveló, a partir del "tatuaje" que dejó la deflagración, que el disparo se produjo a corta distancia, no más de 30 centímetros, y dentro del auto.

Antes de que se conociera esta evidencia, tanto Valdés como González habían declarado que el 9 de septiembre pasado ambos viajaban hacia Santa Fe capital en el Ford Focus que conducía el comisario. Él había ido a la Capital para un curso de ascenso en la Federal y, de camino a la Delegación de la Federal que conducía desde mayo, cuando la anterior cúpula de la dependencia fue echada por sospechas de connivencia con el narcotráfico, pasó a buscar a la suboficial por su casa, en San Antonio de Padua.

Ambos declararon -Valdés lo ratificó en su tercera declaración, esta semana- que cuando se detuvieron circunstancialmente a la vera de la autopista, a la altura de la localidad santafesina de Fighiera, para que la suboficial vaciara la yerba usada del mate, apareció intempestivamente un vehículo (una camioneta de color oscuro) desde el cual descendieron unos sujetos que, sin más, les dispararon a matar. Afirmaron que tanto el comisario la mujer policía había llegado a hacer "disparos defensivos" mientras que el oficial jefe recibió dos impactos de bala.

Los peritos que trabajaron inicialmente en la escena del hecho encontraron vainas servidas de una tercera pistola (había secuestrado, con fines de peritajes, las armas de los dos policías) y huellas de un vehículo que no era el Ford Focus en el que viajaban Valdés y González.

En la escena, inicialmente, habían trabajado peritos de la Gendarmería Nacional. En la primera hipótesis del caso se especulaba con que, de acuerdo con el relato hecho por los policías, podría haberse tratado de un atentado eventualmente vinculado con aquel suceso de corrupción y connivencia narco que había afectado a la Delegación Santa Fe de la Federal.

A la luz de las nuevas evidencias, el Ministerio Público de la Acusación de Santa Fe decidió desplazar a los técnicos federales de la pesquisa, dada su dependencia política y funcional con el Ministerio de Seguridad de la Nación, al igual que la Federal.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.