Mariano Werner celebró en la fiesta de Concordia

Mariano Werner festeja su triunfo en Concordia
Mariano Werner festeja su triunfo en Concordia Fuente: LA NACION - Crédito: Laura Cano
El entrerriano, con su Ford, se quedó con el triunfo tras sólo 20 giros para cortar la serie de tres triunfos en 2014 de Chevrolet
Roberto Berasategui
(0)
1 de abril de 2014  • 11:57

CONCORDIA.- ¿Cómo se mide la pasión? ¿Con qué elementos se puede advertir el sentimiento por una actividad que parece estar en deuda ante semejante fidelidad? ¿Cuál es el saldo tras una jornada en la que la lluvia protagonizó la actividad tan esperada por estos lugares? Después de casi 34 años, el Turismo Carretera regresó a Concordia. Esta vez sin el espectáculo rutero y con un autódromo que recibió el apoyo del gobierno provincial para que fuera remodelado, para que nuevamente la ciudad estuviera en el primer plano del automovilismo nacional.

Y como es de esperar cuando el TC inaugura (o reinaugura, como en este caso) un autódromo, el público acompaña. Por curiosidad, por seguimiento de la categoría, por añoranzas de otros tiempos, en definitiva este tipo de apuestas suele ser recompensado por la aprobación popular.

Sin embargo el público, que colmó las instalaciones recién finalizadas, no pudo disfrutar a pleno. El mal clima condicionó a todos. El barro y las incomodidades por ver una competencia bajo un aguacero constante no permitieron observar una carrera como se merecían.

Las banquinas, con la tierra suelta de la obra recién efectuada, se estropearon con el agua. Y ante cada despiste, el tedioso auto de seguridad cortó todo intento de acción. De los 50 minutos estipulados para la competencia, la neutralización se llevó 25. Las cuatro salidas del vehículo insignia fueron necesarias, obviamente, pero a la vez provocaron el aburrimiento mayúsculo ante el permanente corte de la competencia.

La lluvia fue el gran protagonista el fin de semana
La lluvia fue el gran protagonista el fin de semana Fuente: LA NACION - Crédito: Laura Cano

La bandera a cuadros cayó con sólo 20 giros. Y allí se sentenció el dominio del entrerriano Mariano Werner , que ganó de punta a punta en una prueba en la que, además de los tediosos cortes, el piloto local abrumó con su eficacia. De esta manera, el paranaense cortó la racha de tres victorias consecutivas de Chevrolet al vencer con su Ford . "Es una emoción muy grande para mí. En Paraná tenía todo para ganar y no pude, y ahora acá, ante tanto público y con mucho apoyo, es inolvidable", destacó el triunfador.

En detrimento del espectáculo, además, se agregó la actitud de Juan Pablo Gianini , que marchaba segundo. Pero ante los inconvenientes con el limpiaparabrisas, se distanciaba considerablemente del puntero en cada relargada para que el spray no lo perturbara. Finalmente fue penalizado con un "pase y siga" por los boxes.

Detrás, Facundo Ardusso , con una Dodge muy firme aunque padeció a Gianini durante toda la competencia, finalmente heredó el segundo puesto. De esa manera, el poleman saltó a la punta del campeonato. El podio o completó Sergio Alaux , con Chevrolet.

Si bien el agua, el auto de seguridad, el dominio de Werner y la distancia que se tomaba Gianini conspiraron contra el espectáculo, lo mejor de la jornada fue el notable avance que protagonizó Matías Rossi . Con el Chevrolet había largado último por un despiste que protagonizó en la clasificación sabatina. En su serie llegó hasta la mitad del pelotón y en la final, tras partir 18°, arribó al meritorio 4° puesto, con condiciones de pista adversas.

"En la Argentina no estamos acostumbrados a correr bajo el agua. Cuando llueve no probamos. Pero bajo estas condiciones podemos elevar nuestras aptitudes. Verdaderamente disfruté de esta carrera. Y destaco la actitud de todos los pilotos; nadie hizo nada raro ante semejante situación. Sobre el final, quería el podio. Pero me equivoqué al intentar superar a Alaux, elegí mal la trayectoria y finalmente me superó Angelini, por lo que tuve que atacar de nuevo", comentó Rossi.

Al margen, hubo varios pilotos para destacar. Matías Rodríguez (8°) y Nicolás Pezzucchi (11°) lograron sus mejores resultados en el TC. Martín Ponte se mostró competitivo en buena parte de la carrera en su regreso tras su lesión en el brazo y Nicolás Trosset, ayer 13°, se mantiene en el sexto puesto en su primera temporada en la categoría.

No hay forma de medir la pasión. Para los concordienses se trató de una fiesta que excedió la competencia y se vivió en las calles de la ciudad, con un movimiento popular y económico atípico. Sin embargo, las necesidades y los apuros políticos se reflejan en obras que se finalizan para cumplir con la fecha, en medio del barro.

La fecha anterior el TC reunió una multitud en Junín, donde la lluvia también fue protagonista y la seguridad hizo agua en condiciones adversas. En Concordia, el agua dejó en evidencia la premura por una obra que aún no fue asentada...

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.