Agustín Orion y el karma de los errores que terminan en gol de los rivales en los días de lluvia

El arquero de Racing suma antecedentes en ese tipo de situaciones de juego
Nicolás Zuberman
(0)
9 de abril de 2017  

Orion y Galmarini con los árbitros, al momento de la suspensión
Orion y Galmarini con los árbitros, al momento de la suspensión Fuente: FotoBAIRES

Iban dos minutos y Racing ya le había sacado ventaja a Tigre , con un gol a la salida de un córner. En la jugada siguiente, Torsiglieri tocó atrás para Agustín Orion , que acomodó la pelota para su derecha y sacó un rechazo pifiado, a ras del piso, como si el balón fuera haciendo sapito en el césped del Cilindro. El colombiano Sebastián Rincón recibió el mal despeje e hizo lo contrario: se perfiló para su zurda y sacó un remate con comba que se clavó en el segundo palo. Antes de los tres minutos, después del error del capitán, Racing y Tigre ya estaban 1 a 1.

En el entrenamiento del martes pasado, preocupado por las actuaciones de la última línea ante Quilmes y Belgrano, Diego Cocca dispuso un intenso trabajo defensivo. “Tírenla a la c... de su hermana, firmes con el despeje para que lo ganen los dos nueves nuestros”, gritaba Cocca en la cancha auxiliar. Orion tomó el consejo, pero la lluvia le jugó una mala pasada: el rechazo cayó en los pies del delantero visitante. Atajar en una cancha mojada dificulta la tarea de cualquier arquero, pero para Orion la lluvia pasa a ser uno de sus temores más grandes. El agua se vuelve una especie de kryptonita para el arquero.

No es la primera vez que el ex Boca sufre cuando las condiciones climáticas no son las mejores. En Racing, adonde llegó en agosto pasado por pedido de Facundo Sava, quien no lo llegó a dirigir pero ayer le dio un abrazo especial en el banco, ya son tres los antecedentes. El primero, en su estreno ante Talleres, por la primera fecha de este campeonato: Sebastián Palacios mandó un centro al primer palo que se escurrió entre las manos de Orion y fue a parar adentro del arco. Fue su presentación ante los hinchas de la Academia, después de un largo ciclo en el que quedó identificado con Boca. Más allá de la falla, el Cilindro pareció perdonarle pronto ese error: al rato se escucharon algunos aplausos que bajaron desde las tribunas.

Por los octavos de final de la Copa Argentina pasada, ante Gimnasia, en una inundada cancha de Lanús, el arquero dio rebote tras un centro de Lucas Licht. Esa vez fue Daniel Imperiale el que aprovechó el descuido y convirtió el gol del triunfo para el Lobo. El verano pasado, en un amistoso ante el mismo rival en Mar del Plata que se suspendió por un temporal, también se equivocó: salió a cortar un centro pero quedó a mitad de camino y Nicolás Contín marcó el 1 a 0. Con el de ayer, ya son cuatro los errores que cometió Orion bajo la lluvia en los 22 partidos que lleva con el buzo de la Academia, donde lleva la cinta de capitán atada a su bíceps izquierdo por la lesión de Lisandro López.

Pero las malas actuaciones de Orion en partidos con lluvia no nacieron en Avellaneda. Como arquero de Boca, también falló en dos partidos importantes: en un clásico ante River y en una semifinal de Copa Libertadores. El 5 de octubre de 2014, en un Monumental lleno de agua, el xeneize ganaba 1 a 0 hasta que Germán Pezzella se elevó en el área visitante y sacó un frentazo a las manos del arquero. En una falla similar a la del partido de Copa ante Gimnasia, el N° 1 no pudo embolsar y el rebote cayó otra vez para Pezzella, que definió para el empate. Y en su último partido en la Bombonera, por la vuelta ante Independiente del Valle, cometió un error con los pies: como líbero, quiso jugar de primera y de zurda pero el toque quedó corto, servido para que Julio Angulo definiera la serie y eliminara a Boca. Tras esa falla, Orion llegó a la mitad celeste y blanca de Avellaneda a ocupar el arco de Sebastián Saja y buscar algo de paz. Más allá de que se adueñó del puesto y se ganó el respeto del vestuario, la lluvia le sigue jugando malas pasadas. Como esas nubes movedizas de los dibujos animados, lo persigue hasta provocar el error.

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.