Una paliza: Manchester City goleó por 4-0 a Liverpool, el campeón, y se tomó una pequeña venganza en la Premier League

Manchester City puso de rodillas al campeón Liverpool y lo superó por 4-0 por la fecha 32 de la Premier League
Manchester City puso de rodillas al campeón Liverpool y lo superó por 4-0 por la fecha 32 de la Premier League Fuente: AFP
(0)
2 de julio de 2020  • 19:05

La paliza de Manchester City sobre Liverpool fue una pequeña venganza para el equipo dirigido por Pep Guardiola, sin posibilidades de pelearle el título de la Premier League al conjunto dirigido por Jürgen Klopp. Antes del comienzo, el plantel local le hizo el tradicional "pasillo" de honor al campeón. Tras el pitazo inicial, fue vengativo: le propinó una goleada por 4-0, en el cierre de la 32 fecha del torneo inglés. Como para tener un premio chico después de la humillación que los Reds tuvieron con todos sus rivales en el certamen, donde llevan 20 puntos de ventaja faltando seis jornadas.

El 1-0, de De Bruyne

En los duelos entre los entrenadores, ya se habían producido otras cuatro goleadas y en todos esos casos el equipo que perdió no marcó goles. Desde que están en estos clubes ingleses, se registró un 5-0 del City en 2017 y un 3-0 de Liverpool en 2018, en ambos casos con éxito del local. Antes, cuando sus vidas deportivas se cruzaban en Alemania -con Pep al frente de Bayern Munich y Klopp, en Borussia Dortmund-, como visitante se ganaron por 3-0, en 2013 y 2014.

El 2-0, de Sterling

Liverpool venía de imponerse por 4-0 en la jornada anterior, ante Crystal Palace, y ahora sufrió una derrota por el mismo marcador. La última vez que había recibido cuatro goles había sido por los cuartos de final de la Copa de la Liga, el 17 de diciembre pasado, al ser eliminado por 5-0 en el Villa Park, aunque con un equipo plagado de juveniles, dado que el plantel estaba en Qatar a la espera de la final del Mundial de clubes ante Flamengo. Claro que, en este caso, Liverpool jugó sin la tensión del resultado: fue su primer partido desde que se coronó campeón.

El 3-0, de Foden

Por los octavos de final de la Copa de la Liga, el 30 de octubre pasado, había empatado 5-5 con Arsenal, también utilizando un equipo alternativo. Con los titulares, la última vez que había recibido cuatro goles el equipo de Klopp había sido en el partido de vuelta de la semifinal de la Champions League 2018, al caer por 4-2 ante Roma, en Italia. De todos modos, aquella noche del 2 de mayo, por la diferencia de gol terminó pasando a la final Liverpool.

El 4-0, en contra

Implacable, este jueves el City no le perdonó a Liverpool la falta de efectividad en la definición en la primera parte de la etapa inicial. Todo lo que falló el campeón, en su propio arco lo padeció: Kevin De Bruyne, de penal; Raheem Sterling y Phil Foden, marcaron un gol cada 10 minutos para terminar el primer tiempo con una diferencia de 3-0 impensada, más amplia de lo que reflejó el juego.

El cuarto llegó a los 21 minutos del segundo tiempo: un disparo de Sterling, tras quitarse de encima al defensor y definir lejos del alcance del arquero, se iba afuera, pero en su intento por despejar Alex Oxlade-Chamberlain terminó anotando en contra. El VAR se apiadó y le quitó en tiempo de descuento el quinto a Riyad Mahrez, porque en la jugada la pelota tocó involuntariamente el brazo de Foden, que estaba cayendo.

El partido entre el City y Liverpool comenzó con el "pasillo" al campeón e hinchas virtuales
El partido entre el City y Liverpool comenzó con el "pasillo" al campeón e hinchas virtuales Fuente: Reuters

Manchester City, con Sergio Agüero lesionado y Nicolás Otamendi ingresando en el segundo tiempo, se recuperó de la derrota en su anterior presentación (ante Chelsea por 2-1). El regreso a la victoria del equipo de Guardiola le permite afianzarse en la posición de escolta, aprovechando además la derrota de Leicester frente a Everton. Además, para el City es un empuje emocional de cara a la Champions League, donde el mes próximo debe afrontar la revancha de los octavos de final ante Real Madrid, tras imponerse como visitante por 2-1 en la ida. A Liverpool, en cambio, sólo le queda por el resto de la temporada terminar las últimas seis fechas de la Premier League, donde intentará batir algunos récords de contundencia.

Desde hace dos temporadas, ambos clubes han convertido su rivalidad en una de las más importantes de Europa. Luego de un dominio absoluto de los Citizens en todas las competiciones locales, la historia cambió este campeonato gracias a los extraordinarios números conseguidos por el equipo de Jürgen Klopp. Pero este jueves, los locales tuvieron su pequeña venganza.

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.