Martín Fierro 2015: no hay "justicia" en los premios... ¿y qué?

Suar agradece el premio de Guapas, pero lo hace con un especial mensaje... ¡teléfono para Ortega!
Suar agradece el premio de Guapas, pero lo hace con un especial mensaje... ¡teléfono para Ortega! Crédito: Gerardo Viercovich
Sobre los olvidos de Aptra, el discurso de Adrián Suar y el enojo de Sebastián Ortega
Fernanda Iglesias
(0)
15 de junio de 2015  • 11:35

Los premios, premios son, al que le gusta, bien y al que no, que se joda. .. Con otras palabras, pero con el mismo sentido, fue Adrián Suar quien puso anoche los puntos sobre las íes en la cuestionada nueva entrega de los premios Martín Fierro .

El Chueco , al recibir la estatuilla para Guapas, recordó a varios increíbles actores secundarios de esa tira, que no habían sido nominados. Igual que Verónica Llinás y Luis Machín, por los que Sebastián Ortega hizo tanto escándalo. Ni Mercedes Scápola, ni Mike Amigorena fueron reconocidos por su trabajo en la tira de Pol-ka. Tampoco Aptra se acordó de Florencia Bertotti. ¿Qué tendrían que haber hecho Mercedes Morán, Araceli González, Isabel Macedo y Carla Peterson?¿Renunciar a todo? ¿Salir por los medios a denunciar una "injusticia"? ¿Solidarizarse con sus colegas olvidados?

No hay "justicia" en los premios, no existe la solidaridad en algo tan arbitrario. Siempre alguien se sentirá excluido y otro se sorprenderá por haber sido recordado, pero eso no cambia la calidad del trabajo porque nadie es tan bueno por haber ganado y nadie es tan malo por haber perdido. Entonces, lo que hizo Suar, sutilmente, fue decirle a Ortega: "¿Sabés qué? No sos el único al que no le reconocieron a dos actores geniales, a mí también me pasó y me la banco".

Anoche, El Trece se llevó casi todos los premios, incluido el Martín Fierro de Oro. Hubo poco para Telefé y la TV Pública y menos para Canal 9 y América, que no ganaron nada. Hoy, la vida sigue: las famosas devuelven las joyas, los diseñadores mandan a la tintorería los vestidos... Y la elección del público, la que verdaderamente importa, está lejos del glamour del Hilton. Lo más probable es que dentro de unas semanas nadie recuerde quién ganó o quién perdió y seguramente ningún televidente elija qué mirar teniendo en cuenta ese criterio. Pero sí se acordarán de los enojados: esos son los verdaderos perdedores.

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.