Murió Santiago Bal a los 83 años

Fuente: LA NACION
Comediante de raza, brilló en cine, televisión y teatro mucho antes de que los escándalos lo convirtieran en un personaje mediático
(0)
9 de diciembre de 2019  • 19:56

Santiago Bal murió hoy a los 83 años. Tras un largo e intermitente período de internación en una clínica de rehabilitación, en la última semana su estado de salud se agravó y el humorista tuvo que ser ingresado en una sala de terapia intensiva, donde se encontraba en coma farmacológico desde el domingo . Sus restos serán velados en Casa O'Higgins, O'Higgins 2842, a partir de las 19 de hoy.

En los últimos meses, Bal enfrentó varios problemas de salud derivados de un EPOC (enfermedad pulmonar obstructiva crónica) y de una insuficiencia renal. En julio, el actor había sido dado de alta, luego de permanecer 11 días internado por una importante inflamación en los tobillos originada por un diagnóstico de celulitis , pero desde entonces su situación fue muy vulnerable y necesitó de cuidados especiales.

El actor estuvo viviendo un tiempo en la casa de su exesposa, Carmen Barbieri, quien estuvo a su lado hasta el último momento . Si bien los artistas estaban separados desde hace ocho años, en el último tiempo sostenían una buena relación. "Me lo llevé a casa y estamos viviendo juntos porque no soy una mujer que abandona", había asegurado la actriz. "Las broncas y los odios ya pasaron. Es el padre de mi hijo y soy la que está al pie del cañón, la que habla con el médico (...). Somos familia. Siento un gran cariño por Santiago".

Luego de presentarse durante la pasada temporada de verano junto con su exesposa y su hijo en la revista Nuevamente Juntos , en abril pasado el actor había informado que por sus problemas de salud se retiraba definitivamente de los escenarios .

Fuente: Archivo

"Estoy cumpliendo un sueño, estoy viviendo en una nube. Yo quería esto hace años, pero Carmen no y ahora se me dio. Lo que hizo Fede me gusta mucho, porque yo soy cómico por oficio, pero soy dramático por principios. Hago un poco de todo, con 62 años de trabajo, y se me está cumpliendo. A partir de ahora, puedo partir. Estoy cumplido", le había asegurado al actor en una entrevista con LA NACION .

Desde joven, una vida en subibaja

"Tuve una vida muy linda. Si tengo que partir ahora, estaría conforme", aseguraba en 2015 , dejando en claro que estaba muy conforme con el camino recorrido como actor, comediante, productor, autor y director de cine, teatro y televisión, y hasta personaje mediático.

Santiago Bal nació el 5 de enero de 1936 en Buenos Aires. A lo largo de su carrera como actor se puso en la piel de diferentes personajes cómicos que le dieron el reconocimiento del público. Porque, fundamentalmente, Bal se encargó de hacer reír a la audiencia, ya sea en cine ( La guerra de los sostenes , ¿Los piolas no se casan?) , en teatro (El champagne las pone mimosas , Vedettisima ) o en televisión ( Los Campanelli , Mesa de noticias , La peluquería de Don Mateo ).

Fuente: LA NACION - Crédito: Gerardo Viercovich

Estuvo en pareja en tres oportunidades, y con cada una de sus mujeres tuvo un hijo. Su primera esposa fue la actriz Thelma del Río y de esa relación nació su hijo mayor, Mariano. En un impasse con Thelma, se enamoró de Silvia Pérez, madre de Julieta; pero las cosas no funcionaron y él no dudó en volver a su primer amor. La reconciliación duró poco y la infidelidad volvió a meterse en el medio: Bal cayó flechado por una muy joven Carmen Barbieri, con quien se casó y tuvo a Federico, su hijo menor.

Productor de teatro de revistas, en el último tiempo sus peleas mediáticas con Barbieri y las acusaciones cruzadas de varias vedettes lo mantuvieron presente en los medios de comunicación. "La revista es un rubro de arribistas", decía con conocimiento del ambiente, mientras su vida privada era tapa de revistas. "Yo no hago un show de mi vida. Caí en eso, lamentablemente", agregaba.

Las enfermedades que tuvo a lo largo de su vida lo hicieron amigarse con la muerte. Sufrió de cáncer de colon en tres oportunidades, padeció la extracción de un riñón y pasó por más de dieciocho operaciones; todo eso lo llevó a "prepararse" para el final. "En los últimos años estoy haciendo cosas pensando en la muerte. Mi cuenta corriente la puse a nombre de mis hijos, por ejemplo. Les compré tres coches nuevos... Empecé a dividir en vida", decía en 2015.

El dolor de la familia

En las primeras horas de la tarde, en comunicación con Intrusos , el ciclo de América que conduce Jorge Rial, la familia de Santiago Bal expresó su dolor por la pérdida del capocómico . "Estamos en paz, toda la familia acompañándonos", señaló Federico Bal en un comienzo. "Es el peor momento de mi vida -agregó-. Solo quedaba la última garra y ese corazón que no paraba de latir. Murió de un paro cardíaco. Pudimos verlo y su carita transmitía paz. Me queda esa imagen de que hay que tener cuidado con lo que uno sueña porque las cosas se cumplen. Antes de morir quería hacer esta obra con mamá y conmigo y pudo cumplirlo. Tuvo una vida envidiable. Se fue rodeado de amor".

"Hoy vamos a estar muy unidos recibiendo a todos en Casa O'Higgins (O'Higgins 2842; desde las 19). Papá fue un tipo muy agradecido con los medios así que vamos a compartir este momento con todos ustedes. Él era un guerrero y hasta último momento dio todas las batallas que pudo. Ya no era vida y dependía de las máquinas y era el corazón el que no dejaba de latir hasta este mediodía que no decidió latir más. Y se fue un lunes, el día de descanso de los artistas".

Tras las palabras de Federico, fue Mariano Bal quien tomó la palabra (el actor tuvo tres hijos: Federico, Mariano y Julieta, quien no quiso hablar). "Fue una sensación de paz la que vivimos -señaló Mariano-. Pudimos estar los tres juntos, hablarle y soltarlo. Estábamos los tres unidos y creo que a partir de ahí cambió nuestra sensación con su partida. Fueron palabras de corazón. Estamos seguros de que nos escuchó y a partir de ahí fue su decisión de volar".

Coco, el hermano de Santiago, también compartió su dolor en Intrusos: "Estoy muy triste pero veo a sus hijos unidos, a Carmen y lo único que puedo decir es que se fue un grande", cerró entre lágrimas.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.