Pidieron más de 13 años de cárcel para los acusados de balear al turista sueco

El fiscal del juicio pidió 13 años y cuatro meses de cárcel para los dos acusados
El fiscal del juicio pidió 13 años y cuatro meses de cárcel para los dos acusados Fuente: Télam
(0)
19 de noviembre de 2019  • 12:01

Un fiscal solicitó hoy penas de 13 años y cuatro meses de prisión para los dos acusados de haber asaltado y disparado a Christoffer Persson, el turista sueco al que debieron amputarle una pierna, tras ser baleado en el barrio de Monserrat a fines del año pasado.

Los acusados son Roberto Gramajo, alias Chicho, y Rodrigo Peláez. El juicio, a cargo del Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) porteño 16, comenzó la semana pasada. Según informaron fuentes judiciales a la agencia de noticias Télam, en su alegato el fiscal Fernando Fiszer pidió la pena de 13 años y cuatro meses de cárcel para Gramajo y Peláez.

Christoffer Persson perdió una pierna como consecuencia del balazo
Christoffer Persson perdió una pierna como consecuencia del balazo Crédito: Prensa Boca

El hecho ocurrió el 30 de diciembre del año pasado. La víctima y su novia, la italiana María Izzo, habían salido de un restaurante y cuando caminaban por Tacuarí al 400, en dirección al hotel donde se alojaban, fueron interceptados por un delincuente que se había bajado de un auto conducido por un cómplice.

Persson y su novia, testigo del ataque, ya declararon el 5 de julio pasado por videoconferencia y sus testimonios fueron incorporados al debate.

En su declaración por videoconferencia, Persson recordó que en el momento en que miraba un mapa en su teléfono celular fue interceptado por "un hombre con un arma" que le dijo "¡Teléfono, teléfono!"

Según las fuentes judiciales, el sueco relató que el delincuente le sacó el celular, pero que él logró arrebatárselo y recuperarlo, por lo que, en ese momento, el ladrón le apuntó con el arma "a la cabeza y al pecho".

En su declaración por videoconferencia, Persson recordó que en el momento en que miraba un mapa en su teléfono celular fue interceptado por "un hombre con un arma" que le dijo "¡Teléfono, teléfono!"

En ese momento, según la declaración de la víctima, se produjo un forcejeo en el que él logró bajar la pistola y, gracias a eso, cuando el asaltante disparó, el tiro le dio en una pierna.

Además, Persson declaró que aún conserva ese teléfono celular.

Su novia hizo un relato similar, aunque agregó que la pistola era "gris" y que el delincuente ya la tenía cargada y lista para disparar.

"El idiota simplemente disparó, el proyectil ya estaba en recámara. Salió con la intención de disparar", dijo la mujer, según su declaración leída ante el tribunal.

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.